27.01.2009
Conocí a Javier Giménez en un mal lugar; en un lugar donde se trabajaba a expensas del capricho del caciquillo de turno, en ocasiones un "compañero", y donde el sentido común y el buen hacer eran sustituidos por las amenazas y el exceso de tetosterona.
Teto es un hombre grande, fuerte, musculado... En un ambiente tan hostil como el descrito jamás lo he visto perder los papeles ni aún cuando esa hostilidad encarnaba los más rancios y casposos esquemas racistas. Si lo hubiera hecho habría algún desdentado más en esta ciudad, seguro.
Aún recuerdo el sábado (porque en esa empresa se trabajaba los sábados "para mayor gloria de la empresa"), a la hora del almuerzo, cuando desde la oficina anexa oía al alopécico jefecillo local comentar con alguno de sus amigotes la cobardía innata gitana entre risotadas indecentes rebosantes de tortilla a medio masticar.
En mitad de una frase se abrió la puerta y apareció Teto que volvía de hacer un reparto. Cinco cabezas lo miraron. Se hizo el silencio. Valor de SS, supongo.

Centro Cívico Santiago Escartín. 15:30 horas. Salón de actos; el teatro del centro, vamos...
En este lugar ensaya hoy (1) ORACHE, grupo en el que Teto enseña y aprende a expresar sensibilidad flamenca, siguiendo la estela de otros oscenses que lo han precedido, tales como su padre y su tío de quienes aprendió las bases de su arte. Arte u oficio que tiene ya continuadores en ciernes en la siguiente generación, puesto que los hijos de Teto (¡Ay, ese Latete!) ya apuntan maneras.
Teto nació en Huesca, vive y ha vivido siempre en Huesca y nunca se ha planteado vivir en otro lugar."No hay nada comparable , me dice, a esas noches de verano en la Plaza Lizana en la que nos juntamos gitanos y payos, oscenses y forasteros, españoles y turistas, y, cada cual a su manera, rasguea guitarras, acaricia cajones y se arranca como sabe o como puede, sin importar quien es ni de dónde viene.
Y lo peor de Huesca, aunque pasa en todos los sitios,
continúa, es la falta de humanidad, ese pasar por la vida sin preocuparse de nada ni de nadie, sólo de uno mismo."
Pronto la conversación deriva hacia ORACHE y la música que hacen."Tocamos de todo; flamenco rancio para los más puristas, fusion tipo Ketama o, incluso, algo más funky. Y nos adaptamos también al público y su gustos o estado de ánimo"
El Tumbao, El Café del Arte, El Edén son algunos de los lugares que han conocido el saber hacer de este grupo. Teto a la guitarra, Marcos al cajón, Nacho "el Solico" al baile y Raúl "el Moletes" a la voz son la columna vertebral de esta formación que, según el espectáculo que deban montar, vé incrementado el número de sus miembros.



Pirineos Sur, este Julio, será un punto de inflexión importante en la vida de este grupo.
"Ahí iremos mucha más gente para montar espectáculo. Coros, coreografía, más instrumentación.", me adelanta Teto.
El local del C.C. se va llenando. Potito, El Gamba,Chinchulín, Nano ... Todos aficionados (¿quien sabe si en breve profesionales?) a esto de la música y el sentimiento; todos con historias que contar, con niños a los que atender de madrugada, con trabajos aún por encontrar, con esperanzas de vidas mejores para los suyos.
Y Teto, serio, corrigiendo posturas, afinando notas que , sin saber solfeo, están almacenadas desde siempre en su cerebro, llevando, casi sin notarse, el peso del ensayo."Es que es un fiera, el maestro de todos nosotros, el que tiene todo dentro", me ha confesado en un aparte el Solico.
Es momento ya de dejarlos sólos, de permitirles ensayar en condiciones.
No puedo por menos de ofrecerme para que, si lo estiman oportuno, acudir algun otro día al ensayo y grabar un par de temas para hacerlos llegar (vía Youtube) a cuantos aficionados quieran escuchar esta música fresca, de raíces profundas, que desde el Casco Antiguo de Huesca amenaza extenderse por la montaña y la ribera.
De momento, mañana grabación en Zaragoza.

"Con roca de pedernal
yo me he hecho un candelero
pa yo poderme alumbrar
porque yo más luz no quiero
yo vivo en la oscuridad "





Algunos de los miembros de Orache. Faltan varios; la próxima vez será ...


Notas:
(1)
A ver si acabamos con la precariedad de los locales de ensayo y este grupo puede disponer de un sitio estable donde desarrollarse.
(2) Para contrataciones, información o lo que sea, llamad a Nacho ( 626 262 337 )