.
.

10.02.2008
Un vecino de Tierz, Fernando Navajas, me presenta a Carlos Escartín ("y Otín" , me precisa) el Presidente del Círculo Republicano Manolín Abad, que, cordialmente , me emplaza al término del acto de recuerdo y homenaje a los republicanos represaliados e inhumados en "Las Mártires". Cuarenta minutos más tarde nos sentamos en un pretil de entrada al cementario y comenzamos a desgranar comentarios.

Nace Carlos en Huesca y habita en esta ciudad desde siempre, excepto tres años que está en Zaragoza por motivos laborales y otro medio año en 1.975 que lo pasa en la cárcel por cuestiones relacionadas con su militancia en el FRAP.

"Nunca he pensado en vivir en otro lugar. Me gusta Huesca, me gusta su familiaridad... No me gustan los aspectos negativos que esa misma familiaridad genera y, sobre todo, odio la chabacanería que campa por la villa, el mal gusto de hablar por hablar utilizando palabras grandilocuentes para no decir nada."

No le gusta a Carlos el actual sistema. Piensa que está podrido desde el principio, que todo es una confabulación para mantener a la ciudadanía con un muy bajo nivel de reflexión crítica, atada a unas hipotecas eternas y a unos empleos rayanos con el esclavismo."Por ello es tan necesario reivindicar los valores republicanos, la ética basada en la conquista de la libertad mediante el acceso a la cultura. Algo que se intentó anteriormente y que fue causa de la brutal represión que el franquismo ejerció sobre el magisterio español" , abunda Carlos.

"Hay mucho advenedizo en eso del republicanismo, continúa, gente que trata de ganar posiciones al ver que el príncipe no tiene el mismo caché que el padre y que ,¿quien sabe?,la ciudadanía puede reabrir el debate.Cierto que hay republicanos de todo tipo, de derechas y de izquierdas... Yo soy republicano de izquierdas y aspiro a la República Federal".

"¿Que si me preocupa que el reformar la Constitución vigente pueda ser abrir la caja de Pandora y que los nacionalistas intenten aprovecharlo para arrimar el ascua a su sardina? En absoluto. Cualquier acuerdo político puede ser reformado, modificado o abolido. Faltaría más ...


La actualidad nos lleva a hablar de Fernando Lafuente, concejal del PAR en el ayuntamiento de Huesca a quien el Círculo republicano criticó su conducta ante el rey calificándola de catetada.E incluso le retó públicamente: "Y si usted cree de verdad que el Borbón ha hecho algo por este país y está dispuesto a demostrarlo, queda emplazado a un público debate con un miembro de este Círculo, elija usted el lugar y juntos escojamos el moderador. Salud y mejor tino".

Reto que, me comenta Carlos, sigue abierto aunque mucho se teme , a tenor de la carta de respuesta publicada por el edil citado, que las espadas permanecerán eternamente en el aire y ese debate no se celebrará nunca.

Lástima ...